lunes, 11 de marzo de 2013

Viejos cristales


La noche había caído irremisiblemente entre lluvias torrenciales y el aire solano, que como hirsutas escamas, me rasgaban la piel y también el caminar lento de mis rodillas, cansadas, ya sin un bastón en el que apoyarse. Parafrasenado a mi amigo, el genial Rafa Vera, escondido tras el cristal de sus gafapasta y aquel enorme mostrador, y tan ensimismado en repararme aquel equipo que me llevaría más allá de mi tiempo y condición humanas, no me di cuenta de que ya era como un Charlton Heston en un planeta lleno de sombras simiescas, y me dispondría a partir para siempre, sin esta lesa humanidad, y el olor a muchedumbre, hacia las esquinas vacías, de un local sin miedos, ni exposiciones cinematográficas. Apuré entonces los últimos tragos de aquella dulce ambrosía nocturna dominical y bajando la escalera, solo quería ya salir hacia aquel mar, revuelto. Aquel mar de oquedades y brumas, que entre rizos de espuma lívida y acantilados oscuros, poblaba la joven noche de tormenta. Como si fuera un eterno paisaje sin figuras ni otros devenires, permaneciendo allá entre los cristales opacos, como los de aquel jukebox que lenta y parsimoniosamente combustionaba en el oscuro rincón, iluminando la estancia 
Ya, el muy buen amigo, el Cid Ruy, me advirtió de las consecuencias. Nunca podría esperar nada de lo bueno. Nunca esperar siempre de nadie. Debía entornar los postigos y amedrentar la jornada con una copa de manzanilla y a lo rancio, como en la casa de Indalecio.
Las barandillas, tornábanse de lluvia y de baratijas brillantes, al dulce sol de la madrugada, y como era de esperar, iluminaron un entorno casi frio, sin apenas luz. Ya ni siquiera recordaba sus nombres.
Busqué las sandalias en mi salón y mi parabien, mientras estaba cobijado en unas sombras falsas y llenas de piedras que no me hacían sino surcar un laberinto,  cobijado entre la hojarasca del parque, ahora meditabundo y frío de aquella madrugada del domingo, llena de viejos cristales.

1 comentario:

ruyelcid dijo...

¿Te pusieron rica tapa "ase er Catchas"?...

Archivo del Blog